Alerta Faustino contra frenesí de la vida

Compartir nota

POR MANUEL PAREDÓN Noticias En la celebración litúrgica del Viernes Santo, el obispo Faustino Armendáriz Jiménez, previno que el activismo, las presiones laborales o familiares, el clima social, político y económico, el desempleo y otras cuestiones, muchas veces desembocan en estrés, depresión y otras enfermedades propias de la época.

En su reflexión de la homilía, Monseñor Armendáriz Jiménez citó además que en la Pasión, según San Juan, el evangelista narra que las últimas palabras de Jesús antes de padecer, fueron éstas: “Todo está cumplido”, manifestando así que en Cristo Jesús, el plan del Padre estaba cumplido.

Sin embargo, son palabras de Jesús que dejan entrever una satisfacción plan, un gozo en el espíritu, una alegría en su interior, manifiesta la conciencia de haber cumplido fielmente hasta el final, la obra para la que fue enviado al mundo, la conciencia de haber efectuado la voluntad del Padre, en la obediencia que le impulso a la inmolación completa en la Cruz, explicó.

Manifiestan también que tanto dolor tanta amargura, suplicio y tanto sufrimiento valió la pena.

EXPRESÓ: “Todo está cumplido, es una de las lecciones más oportunas que el Señor Jesús colgado en el Árbol de la Cruz, en esta tarde santísima nos da, sobre todo, cuando nos damos cuenta que social y culturalmente vivimos tiempos en los cuales la vida, a veces nos deja insatisfechos, vacíos, tristes”.

Planteó que el activismo, las condiciones laborales o familiares, el clima social, político o económico, las enfermedades, el desempleo, las situaciones emocionales o sentimentales, muchas veces desembocan en estrés, depresión y otras enfermedades propias de la época, alterando no sólo la personalidad sino las relaciones laborales y familiares.

Lamentó que el frenesí de la vida, nos está llevando de tal forma que cada vez disfrutamos menos lo que somos, lo que tenemos, lo que hacemos, lo que vivimos, los niños, jóvenes, adolescentes, y adultos, sentimos que la vida se nos va, cada vez somos menos contemplativos, nos da miedo para meditar reflexionar.

Estableció que muchas veces, el silencio provoca miedo porque es más cruel el ruido interior que el exterior, que el impacto de la social media en la vida de los jóvenes, no puede ser subestimada.

Alertó la ambigüedad de la tecnología se hace evidente cuando lleva a ciertos vicios, peligro que se manifiesta por medio del aislamiento, la pereza, la desolación y el aburrimiento.

Considera que resulta evidente de los jóvenes están consumiendo excesivamente productos virtuales, pero a pesar de ello y de vivir en un mundo hiperconectado, la comunicación entre ellos, permanece limitada con aquéllos que son similares entre sí.

Y la cultura “masmedia”, sigue influyendo mucho en la vida y los ideales de los jóvenes, la llegada de la “socialmedia” ha traído nuevos desafíos dado el grado de poder que las compañías de estos nuevos medios ejercen sobre la vida de los jóvenes.

Todo está cumplido, dice Jesús, es una provocación del Señorío de Jesús en la Cruz que debe apremiar a los creyentes en Cristo para detenerse y preguntarse sobre los ideales e intereses que los mueven a vivir de la forma que lo están haciendo.

Es una provocación para revisar si se está siendo felices y plenos o por el contrario, infelices o insatisfechos.

Comentarios

comments

Compartir nota