Municipios serranos, vulnerables al condicionamiento de programas: SN

Compartir nota

OR LETICIA JARAMILLO Noticias Más de la mitad de la población de Pinal de Amoles, Landa de Matamoros, San Joaquín y Amealco tienen algún tipo de programa social, lo cual los hace más vulnerables a condicionamientos de cara a las elecciones de carácter municipal, mas no a las federales, declaró Santiago Niego Castillo, ex titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade).

Señaló que aun cuando esos municipios son vulnerables al condicionamiento de los programas sociales, este riesgo no es determinante en la elección de Presidente de la República, Senado de la República o en las diputaciones federales, solamente puede ser en las elecciones de alcaldes.

Expresó que si en el país hay condicionamiento de programas sociales, compra de votos y el gobierno federal no actúa de forma responsable, el riesgo es una polarización social y política que a nadie conviene.

Por eso es importante que en las próximas elecciones, gane quien gane, no haya dudas, y que no se tilde la elección de ilegal o inconstitucional, esa es la gran a puesta para el 2018 y que el primero de julio se piense en la reconciliación nacional.

Durante su exposición sobre “Corrupción y Elecciones” en el desayuno mensual de la Coparmex, Santiago Niego dijo que el mapa de Querétaro nos habla de un adecuado estado de salud en términos del condicionamiento de los programas sociales; sin embargo, municipios más pobres y los que tienen mayor grado de marginalidad, curiosamente son los que tienen un mayor número de beneficiarios.

A un así, Querétaro no es como el estado de México o Coahuila que tienen municipios de mayor presencia urbana y concentración de beneficiarios de los programas sociales, no es así en Querétaro a excepción de los municipios antes mencionados.

R ecalcó que en Querétaro siempre sea apostado por la institucionalidad y se debe mantener esa postura de respeto a las reglas del estado de derecho.

Sobre todo porque la entidad tiene una gran competitividad electoral, de los 18 municipios, 5 tienen diferencia entre 0.4 y 1.2 por ciento. Esto implica, que mientras más competitividad electoral puede haber más riesgo de que se cometan delitos electorales o de que se generen actos de corrupción relacionados con lo electoral.

En la práctica, dijo, Querétaro ha sido un estado de baja incidencia delictiva electoral, donde ha habido pocas denuncias o quejas relacionadas con faltas administrativas, infracciones de carácter administrativo o delitos electorales.

Algunos casos que se han presentado tienen qué ver con las elecciones de Huimilpan, el seguimiento de un despliegue ministerial en el Marqués y turismo electoral en San Juan del Río, a partir de actas falsas de Coahuila, pero es un estado de baja incidencia delictiva electoral, donde la institucionalidad electoral es sólida.

En otra parte de su intervención, dijo que a nivel nacional puede haber problemas de turismo electoral; así como la feminización de la delincuencia electoral, como en l2017 donde las mujeres fueron utilizadas para condicionar los programas sociales.

Otros riesgos en el presente proceso electoral es que se presenten grupos de delincuencia organizada, grupos de presión, retención de salarios a trabajadores, debilidades institucionales y empresas fantasma.

Comentarios

comments

Compartir nota