Editorial (Emergencia)

Compartir nota

Ante los severos daños causados por las torrenciales lluvias que se abatieron las noches y madrugadas de martes y miércoles, especialmente en los municipios de Querétaro, San Juan del Río, Corregidora y El Marqués el gobernador Francisco Domínguez Servién instruyó se emita la declaratoria de emergencia en los cuatro municipios citados.

Decenas de viviendas se vieron afectadas y con ello el patrimonio de muchos queretanos, y lamentablemente se perdió una vida en el socavó que emergió en Camelinas, al lado de Antea.

Lo primero, atender la emergencia se está realizando con la participación de todos los ámbitos de asistencia y protección civil, incluido el Ejército, Sedesol e Infonavit en el terreno federal.

Se trata ahora de lograr presupuesto del Fonden para poder paliar los múltiples daños causados en inmuebles, la mayoría viviendas, que se vieron seriamente afectados, sobre todo en Querétaro, Corregidora y San Juan del Río.

Asimismo se busca una coordinación institucional con mayor número de elementos para atender de forma expedita lo que es urgente, para que en el menor tiempo posible quienes perdieron parte de su patrimonio puedan volver a recomponer sus viviendas.

A ello se han sumado el DIF y la Sedesol que han puesto su parte en materia de atención a albergues, reparto de despensas e instalación de comedores comunitarios aquí y en San Juan.

Ante la emergencia inicial, las acciones para solventar lo urgente marchan y se prevén ya las acciones a tomar en cuanto el golpe inicial haya cedido.

Al margen, se estudian ya las razones y condiciones por las que se dieron estas circunstancias devastadoras, para tomar las medidas pertinentes que sean necesarias.

A más de realizar las revisiones recomendables en otras áreas que podrían resultar de riesgo.

Asimismo vale destacar la solidaridad vecinal que se ha sabido demostrar y la prontitud con que se están atendiendo los problemas más graves.

Comentarios

comments

Compartir nota